Campaña contra la Disfunción Sexual Permanente por Medicamentos. Por RxISK

 

En el año 2012, David Healy, profesor de historia de la psiquiatría fundaba elproyecto RxISK con los objetivos de (1) educar y capacitar a los pacientes para tener mejores conversaciones sobre sus medicamentos con sus médicos y (2) recopilar datos sobre efectos secundarios de los medicamentos directamente de los pacientes para poder identificarlos adecuadamente

Uno de los efectos secundarios más frecuentemente registrado en RxISK por los pacientes es la Disfunción Sexual Permanente tras la toma de Antidepresivos (DSPA), es decir, alteración de la funcionalidad sexual que no se recupera al abandonar el tratamiento y puede persistir durante años.

Los antidepresivos más frecuentemente implicados en la DSPA son los llamados inhibidores selectivos de la recaptación de la serotonina (ISRS) como paroxetina, fluoxetina, sertralina, citalopram, escitalopram o vortioxetine; inhibidores de la recaptación de serotonina y noradrenalina (IRSN) como venlafaxina, desvenlafaxina o duloxetine; y antidepresivos tricíclicos como clormipramina e imipramina.

http://psychrights.org/research/Digest/SSRIs/PersistentSSRISexSideEffects.pdf

Esta condición ha sido descrita desde hace más de una década. Puede aparecer en hombre o en mujeres, tras unos pocos día de estar tomando la medicación e incluso al abandonarla; puede durar días, semanas o indefinidamente. No existe ningún tratamiento conocido.

Los síntomas de DSPA pueden incluir: anestesia genital, disfunción eréctil / disminución de la lubricación vaginal, retraso o incapacidad para el orgasmo (anorgasmia), orgasmos sin placer, disminución o pérdida de la libido (deseo sexual), respuesta reducida a los estímulos sexuales, disminución o falta de erecciones nocturnas, eyaculación precoz, sensibilidad reducida del pezón o glande flácido durante la erección

No hay una prueba simple para diagnosticar DSPA. El diagnóstico se realiza al considerar varios factores, incluidos el historial de medicamentos, el inicio, el perfil de los síntomas, y al eliminar otras causas posibles.

Con frecuencia los síntomas de DSPA se diagnostican erróneamente como un problema psicológico, cuando en realidad es de origen farmacológico. Esto no solo es inútil para el paciente, sino que también puede llevar a seguir o reiniciar prescripciones de antidepresivos que son los causantes de la afección. Los efectos secundarios sexuales de los antidepresivos no están de ninguna manera relacionados con la depresión o cualquier otro trastorno psicológico o psiquiátrico.

Es un efecto secundario muy frecuente. Las alteraciones sexuales menores durante la toma de los antidepresivos son comunes al 100% de las personas. No se conoce bien la prevalencia del DSPA por la dificultad de su reconocimiento, pero probablemente siga una curva, como la de arriba (pocos casos muy severos y más casos leves)

Hay otros medicamentos que afectan a la serotonina capaces de producir los mismos síntomas:

  • Antihistamínicos
  • Ziprasidona (neuroléptico)
  • Antibióticos como tetraciclinas y doxiciclina
  • Finasteride (Propecia) para la calvicie. La enfermedad es conocida como el Síndrome Post-Finasteride (SPF)
  • Isotretinoina para el acne

Contactamos con David Healy en Bruselas (marzo de 2017), en una reunión de activistas por la independencia de políticos y profesionales de la influencia de la industria, y pensamos que era buena idea la colaboración entre NoGracias y RxISK

Hemos comenzado con esta campaña para ampliar su campo de influencia a las personas de habla castellana de España y Latinoamérica.

CAMPAÑA PREMIO RxISK

RxISK pretende recaudar dinero para investigar en la Disfunción Sexual Permanente por Antidepresivos, Finasteride e Isotreinona.

Como cuenta David Healy en este vídeo, es posible que si se encuentra un remedio para esta condición podamos abordar otras muy frecuentes relacionadas con los antidepresivos como la acatisia o el síndrome de discontinuación (el vídeo lo traduciremos en breve)

Objetivos de la campaña

  • Recaudar 100.000 dólares que se ofrecerán como un premio a cualquiera que pueda desarrollar un tratamiento
  • Aumentar la concienciación del problema entre los profesionales de la salud, los investigadores y el público.
  • Crear una red de profesionales de la salud que atiendan a pacientes afectados
  • Conseguir que este efecto secundario conste en los prospectos de los medicamentos implicados

Dónde va el dinero

  • Ni un euro de cualquier donación irá a gastos generales de ningún tipo.
  • La participación de RxISK (y NoGracias) es completamente desinteresada en lo económico.
  • Cada euro que se done irá íntegramente al fondo del Premio.

En el momento actual se han recaudado 34.420 dólares de 85 donantes en 18 países

Aquí el link para realizar una donación

Carta de presentación de la campaña de David Healy:

El 12 de septiembre de 2017 RxISK inició una Campaña por un Premio [“Prize Fund”] con el objetivo de conseguir 100.000$ para entregárselos a la persona que pueda producir una cura para las Disfunciones Sexuales Permanentes debidas a Medicamentos como los antidepresivos ISRS / IRSN, el finasteride (calvicie) o la isotretinoina (acné).

Desde que RxISK inició su actividad hace cinco años, hemos recibido más informes sobre estos problemas permanentes que sobre cualquier otro efecto adverso acerca de otros tratamientos y hemos publicado un estudio con 300 casos sobre ello. Algunas de los primeros casos que nos relataron, informaron de consecuencias desoladoras como suicidio, ruptura conyugal, y pérdidas laborales.

Parte del problema para encontrar un tratamiento radica en el hecho de que, aunque decenas de miles de personas están afectadas, muy pocas de entre el público y aún menos entre los que investigan, son conscientes de ello. Los médicos no suelen reconocer los casos y frecuentemente descartan una causa farmacológica desde la hipótesis de que un fármaco cuyo principio activo ya no está en el organismo no puede estar causando un problema. La respuesta más típica que reciben cuando los enfermos les explican que el efecto adverso ha aparecido, por ejemplo, cuando se detuvo el tratamiento es la risa.

Una de las peores dificultades que describen las personas afectadas son las respuestas totalmente insensibles de los médicos. En general, las personas profesionales en urología han sido las más empáticas y las de psiquiatría quizás las que menos. Ciertas compañías ya incluyen estos riesgos en sus etiquetas. También aparecen en el DSM 5. Y me han informado que es un tema que está en su radar. Aun así, existe una ausencia de información sobre la posibilidad de que efectos como este puedan durar más allá del cese de la prescripción, y las personas son ninguneadas si se atreven a mencionar esta posibilidad.

Todo el mundo piensa que cuando un problema nunca visto es reportado se ejecutarán análisis para ver si hay correlación o no con la medicación. Pero estos problemas comenzaron a informarse ya hace más de una década y la posibilidad general de que un síntoma pueda perdurar durante años después de que el tratamiento se finalice o que aparezca al finalizarlo, data ya de las primeras informaciones sobre Discinesia Tardía (DT) en 1960. Actualmente sabemos que hay gradientes en la propensión de ciertos fármacos de causar DT, pero aún no sabemos cómo ocurre la DT ni tenemos tratamiento. El estudio de la Disfunción Sexual Permanente post Antidepresivos, Retinoides o Finasteride podría abrir nuevas oportunidades para investigar todos estos problemas.

Por eso nos parece pertinente convocar un “Premio Nobel” para el equipo investigador que consiga explicar cómo aparecen estos efectos, el mecanismo implicado y/o tratamientos. Es posible que el efecto anestésico genital que provocan los ISRS en menos de 30 minutos a casi cualquier persona este relacionado con los efectos más perdurables de la DSPA. Estamos seguros que un premio podría impulsar la investigación en este área.

Ciertas características clínicas sugieren que estos estados podrían tener puntos de semejanza con enfermedades como la epilepsia, la migraña o neuropatías periféricas. Si resulta así, su cura podría abrir nuevas vías de innovación  farmacológica con obvios beneficios para las compañías, los servicios de salud y las personas.

Basándonos en esto, hemos animado a la gente a que considere cierto número de acciones:

1. Usar la influencia de cada cual para intentar concienciar a todos los implicados acerca de que ciertos efectos secundarios de los medicamentos son capaces de perdurar en el tiempo y que las personas afectadas no deberían ser ninguneadas por defender esta posibilidad.

2. Cualquier cosa que pueda hacerse en dominio público para potenciar la concienciación de
estos temas sería de ayuda ya que la principal barrera para encontrar una respuesta es la
ausencia de su conocimiento

3. Focalizar la atención de los investigadores a través del Premio. Se podrían incluir no solo aspectos  farmacológico o fisiológicos sino también grupos expertos para el análisis en red

4. Ofrecernos cualquier consejo sobre cómo dar soporte o iniciar una campaña. Nunca hemos
empezado nada como esto antes y necesitamos guías sobre cómo hacerlo.

Yours sincerely
Professor David Healy MD FRCPsych

Marc Casañas, Secretario de NoGracias, se ha encargado de parte de la traducción de los textos y es el responsable de la coordinación NoGracias / RxISK

 

Fuente: http://www.nogracias.eu/2017/12/10/campana-la-disfuncion-sexual-permanente-medicamentos-rxisk/

About The Author

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno × dos =