El nuevo director de la FDA tiene relaciones bastante estrechas con la industria que va a regular

 (The FDA’s new boss has pretty close ties to the industry he’ll regulate)
Vera Bergengruen, McClatchy Co., February 24, 2016
http://www.mcclatchydc.com/news/politics-government/congress/article62246792.html

 

El pasado septiembre, el presidente Barack Obama le nombró al nativo de la ciudad de Columbia (Carolina del Sur) para dirigir la agencia, pero preocupaciones sobre sus vínculos con la industria farmacéutica y algunas prácticas de la FDA atrasaron su confirmación.

El miércoles en un comunicado, Sylvia Burwell, Secretaria de Salud y Servicios Humanos, dijo: “El Dr. Califf es la persona adecuada, con la experiencia adecuada, para fortalecer aún más el record de la FDA en proteger la salud pública y fomentar la innovación que saque al mercado nuevas terapias que salvan vidas”.

La posición había quedado vacante desde que la Dra. Margaret Hamburg renunciara en febrero pasado. Cuando Califf recibió el nombramiento el año pasado ya estaba desempeñando el cargo de comisionado adjunto de la agencia, su puesto número 2.

El senador republicano de Carolina del Sur, Lindsey Graham, dijo el miércoles en un comunicado “El amplio apoyo bipartidista para el nombramiento del Dr. Califf es una prueba de su fuerte y transparente liderazgo, y de su record de promover avances médicos,”.

“La FDA ha estado operando sin un comisionado confirmado durante un año, y aplaudo la confirmación del Dr. Califf que ha hecho el Senado”, dijo Graham.

Varios senadores detuvieron la confirmación por una amplia gama de preocupaciones, desde los procesos de la FDA para aprobación y etiquetado (ficha técnica) de los productos médicos hasta dudas por los vínculos del candidato con la industria farmacéutica.

Califf pasó tres décadas como investigador de ensayos clínicos de medicamentos en la Universidad de Duke, donde fundó el Instituto de Investigación Clínica de Duke. Allí forjó una estrecha relación con la industria farmacéutica, que algunos críticos dicen que son demasiado íntimas. Quienes se oponen a su confirmación han señalado que, como titular de la agencia, Califf estaría a cargo de la regulación de sus antiguos clientes.

La oposición más fuerte fue del senador Edward Markey, demócrata de Massachussets, y del senador Joe Manchin, demócrata de West Virginia, quienes dijeron que los lazos del candidato con la industria lo convierten en una persona poco apropiada para reformar las prácticas problemáticas de la FDA. Expresaron su frustración por la aprobación por la FDA de los opioides pediátricos y dijeron que la agencia necesita cambiar su proceso de aprobación de los analgésicos opioides.

Markey señaló que el 80% de las sobredosis de heroína en 2014 involucraron a personas que recibieron prescripciones de medicamentos opioides.

“La FDA no está utilizando las salvaguardas apropiadas para asegurar que el problema no empeore”, dijo Markey a sus colegas senadores el lunes. “Consumimos el 80% de todas las píldoras de opiáceos de prescripción que se distribuyen en el mundo. Es una pandemia”.

La senadora Lisa Murkowski, republicana de Alaska, también retrasó brevemente el nombramiento en enero porque quería que la agencia exigiera etiquetados para el salmón modificado genéticamente.

Otros, como el senador de Vermont Bernie Sanders, tuvieron objeciones sobre el mismo Califf.

Sanders, que es también un candidato a la presidencia por el partido demócrata, dijo en un comunicado el mes pasado: “Sus extensos vínculos con la industria farmacéutica no me ofrecen ninguna garantía para pensar que va a hacer que la FDA sirva los intereses de los americanos de la calle y no los de los CEOs de las farmacéuticas, quienes estan más interesados en ganancias obscenas que en salvar vidas”.

Sólo seis senadores votaron en contra, aunque algunos grupos de defensa de los consumidores todavía trataron de generar oposición al nombramiento.

Murshed Zaheed, director político de CREDO, grupo progresista de defensa de los consumidores dijo: “Necesitamos un comisionado enérgico, que esté dispuesto a hacer frente a las grandes empresas farmacéuticas y no permita que la industria ponga precios exorbitantes a los medicamentos con receta, y no un infiltrado de la misma industria que se supone que tiene que supervisar. Sólo podemos esperar que el Dr. Califf luche por las familias estadounidenses en lugar de proteger los beneficios de la industria farmacéutica”.

Hasta el miércoles, más de 190.000 personas habían firmado una petición en la página web de CREDO pidiendo al Senado que se opusiera al nombramiento de Califf.

Partidarios, grupos de salud pública y antiguos colegas aplaudieron el nombramiento de Califf.

creado el 1 de Junio de 2016

FUENTE: http://www.saludyfarmacos.org/boletin-farmacos/boletines/may201604/030_director_fda/

About The Author

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

seis − uno =